28 junio, 2022

Plantar árboles alrededor de las iglesias

El patriarca copto Tawadros II recuerda las fuentes bíblicas de las iniciativas ecológicas lanzadas con motivo de la futura COP27.

Desde el 1 de diciembre, por sugerencia del patriarcado copto, se ha puesto en marcha un extraordinario programa de plantación de árboles en los alrededores de las iglesias y lugares de culto de la comunidad copto-ortodoxa. El Patriarca copto-ortodoxo Tawadros II describió las iniciativas concretas y las connotaciones espirituales del programa durante la catequesis semanal del miércoles 22 de diciembre.

El contexto temporal en el que tomó forma la iniciativa está marcado por la próxima Conferencia Mundial de la ONU sobre Cambio Climático que se celebrará en Egipto, en Sharm El-Sheikh, en noviembre de 2022. Para animar a las comunidades eclesiales locales a unirse al programa en un sano espíritu de competición, en los próximos días también se presentarán las bases de un concurso para dar a conocer y premiar los mejores proyectos de reforestación llevados a cabo por los distintos grupos parroquiales. Se tendrá en cuenta tanto el punto de vista estético como el punto de vista del impacto ecológico.

El patriarca copto ortodoxo describió la sensibilidad a los problemas ambientales, no como una moda cultural pasajera, sino como una respuesta a la grave emergencia ecológica que pone en peligro la supervivencia misma del planeta. El papa Tawadros hizo referencia explícita a las enseñanzas bíblicas que perfilan el cuidado de la Creación como expresión concreta de gratitud por los dones recibidos de Dios. En su catequesis, el Jefe de la Iglesia copto-ortodoxa citó entre otras cosas las palabras del profeta Jeremías, que bendice al hombre que confía en el Señor comparándolo con un árbol plantado cerca del agua que extiende sus raíces a lo largo del río. «No se da cuenta cuando llega el calor y su follaje permanece verde y cuando llega la estación de sequía no tiene problemas y no deja de dar frutos», concluyó el Patriarca.

Crédito de la nota: Agencia Fides.