«Fundación Papa Francisco para África»

En los alrededores de la capital de la República Democrática del Congo, las tasas de analfabetismo y desempleo son muy elevadas, por eso es necesario ayudar a las niñas-madres de Kinshasa mediante la educación y la formación profesional. Se trata del primer proyecto operativo de la «Fundación Papa Francisco para África», creada en la capital de la República Democrática del Congo en julio, con el objetivo de traducir el Magisterio del papa Francisco en iniciativas concretas de apoyo y acompañamiento a los jóvenes congoleños.

La zona implicada en la primera intervención de esta Fundación es Ngomba Kikusa, un distrito situado en la periferia de Kinshasa, precisamente en la comuna de Ngaliema, que cuenta con unos 30 mil habitantes y una tasa de pobreza superior al 85 por ciento.  El distrito es de difícil acceso (sólo una carretera que está en estado desastroso), con lo que hay problemas de suministro de agua y electricidad. El crecimiento demográfico es muy elevado y las madres solteras, analfabetas y sin empleo, son cada vez más numerosas: 2 de cada 6 niñas son madres a una edad temprana, entre los 11 y los 17 años, y están expuestas a todo tipo de riesgos.

La dramática situación de estas niñas se enmarca en el panorama general de un país muy rico en recursos naturales ­–el papa Francisco lo ha calificado como «uno de los pulmones de la humanidad», junto con el Amazonas­– y presa de las incursiones indiscriminadas de las grandes potencias mundiales, con la complicidad de los países vecinos y de sus propios compatriotas, que dejan a la población en una situación de miseria indescriptible: la mayoría de las familias viven con menos de un dólar al día.  En algunos casos, las familias (siguiendo tradiciones ancestrales) entregan a sus hijas para que se casen a una edad temprana para obtener una cuota.

El proyecto

La «Fundación Papa Francisco para África» pretende mejorar las condiciones de vida de las jóvenes madres desempleadas del barrio de Ngomba Kikusa, independientemente de su etnia o religión, ofreciéndoles una formación básica integral que fomente su conciencia y autonomía, incluyendo la enseñanza de un oficio (pastelería, cuidados de belleza, costura, limpieza). Además, incluye una primera fase educativa, basada en las enseñanzas del Papa, y una fase más práctica y operativa, con la enseñanza de oficios y los principios de la economía doméstica. Cabe señalar que 35 chicas participarán en tres meses de formación, al final de los cuales recibirán las herramientas necesarias para ejercer su oficio. El proyecto se titula: «Focolare della Carità : Fraternità Laudato Si’», y tiene un costo aproximado de 30 mil euros (aproximadamente 700 mil pesos mexicanos).

La Fundación

La Fundación es una organización social sin ánimo de lucro con sede en Kinshasa. Su objetivo general es la promoción del Magisterio del papa Francisco a través de iniciativas de formación integral. En concreto, se propone educar y formar a las mujeres en la autonomía, la libertad responsable y la participación activa; preparar a los jóvenes para sus responsabilidades presentes y futuras; asegurar la formación permanente de los matrimonios y las familias jóvenes para que tomen conciencia de su misión en la Iglesia y en la sociedad; promover la integración social de las madres solteras y los jóvenes desempleados mediante la enseñanza de oficios y la concesión de becas para sus estudios.

Crédito de la nota: Vatican News

Leave a comment

Ir a la barra de herramientas